Novedades

2 mayo, 2020

El Complejo Antioxidante Crescenti y el Coronavirus (Covid-19)

Las enfermedades respiratorias llegan este año acompañadas de un convidado de piedra: el Covid-19 provocado por el coronavirus SARS-COV-2.

Sabemos que el sistema inmunológico está preparado para reconocer, recordar y atacar lo ajeno a nuestro organismo: bacterias, células cancerosas o virus. En este contexto, es indudable que un sistema inmunológico saludable es el arma más importante contra las infecciones virales.

Un resumen muy breve de la nutrida información bibliográfica previa y posterior al inicio de la pandemia provocada por el nuevo coronavirus, muestra los impactos positivos en la mejora de la inmunidad producida por determinados suplementos dietarios. Varias combinaciones de oligoelementos y vitaminas han demostrado ejercer efectos beneficiosos sobre el sistema inmunológico antiviral, aunque en la mayoría de estas combinaciones el aporte de las vitaminas no resultó significativo. En estudios llevados a cabo con diferentes virus, como el virus del Nilo y el torque teno virus (TTV), se ha visto que una dosis alta de suplementos de zinc ha demostrado mejorar la inmunidad de los pacientes. Del mismo modo, la suplementación con selenio ha mejorado la inmunidad en pacientes con influenza habiéndose reportado un aumento en la proliferación de los linfocitos T dependiente de la dosis de selenio administrada. En ratones infectados por un coronavirus similar al que provoca la actual pandemia, la suplementación con selenio resultó beneficiosa.

El Complejo Antioxidante Crescenti es una formulación integrada por zinc, selenio y manganeso en estado aniónico y en solución acuosa. Las concentraciones de estos oligoelementos garantizan su completa absorción y biodisponibilidad. Su vía de administración es oral, y todos los estudios previos en distintas especies animales han demostrado que es totalmente atóxica y carente de efectos secundarios.

¿Qué funciones cumple cada componente del Complejo Antioxidante Crescenti?:

  • Zinc: Es bien conocido que es un oligoelemento esencial en el metabolismo celular, importante en la síntesis de proteínas y en la composición de enzimas metabólicas. Se ha demostrado ampliamente que el zinc posee una importante actividad antioxidante sobre todo como cofactor de la enzima superóxido dismutasa dependiente de zinc (ZnSOD), responsable de neutralizar radicales libres producidos en exceso en un organismo. Es decir que tiene una importante acción como antioxidante. Es además un elemento fundamental como regulador de la respuesta inmunológica ya que se sabe que cumple una función clave en la actividad normal de los neutrófilos y las células “natural killer” (NK). Influye también en las funciones de los linfocitos T y de los linfocitos B.
  • Selenio: Es un elemento crucial en la constitución de selenoproteínas que son enzimas esenciales para contrarrestar el estrés oxidativo. De este modo tiene una acción importante como antioxidante contribuyendo a la protección del ADN frente al daño oxidativo. Hay evidencias de su empleo en suplementación, particularmente en enfermedades respiratorias. Trabajos científicos avalan su empleo en infecciones respiratorias agudas, predominantemente en neumonías. La deficiencia de Zn y Se es común en los niños de países en desarrollo debido a la alta incidencia de desnutrición. La administración de Zn y Se muestra la disminución en la incidencia de estas infecciones respiratorias.
  • Manganeso: Son bien conocidas las propiedades antioxidantes del manganeso y su actividad como catalizador de la enzima superóxido dismutasa dependiente del manganeso (MnSOD), cuestión por la que es un importante elemento en los procesos de protección ante el daño oxidativo. Esta enzima, junto con la catalasa, tiene un importante papel en el control de este daño.

¿Cómo sabemos que el Complejo Antioxidante Crescenti tiene efectos sobre el sistema inmunológico?:

  1. Porque se estudió la actividad y la funcionalidad linfocitaria tanto in vitro como in vivo en animales de experimentación tratados y no tratados con el Complejo. En diferentes experimentos, trabajamos con ratones de distintas cepas de animales de laboratorio. En todos los estudios, trabajando con linfocitos provenientes de ganglio o de bazo de los ratones, comprobamos un significativo aumento en el número y la funcionalidad de los linfocitos T y una activación de los linfocitos B posterior al tratamiento con el Complejo Antioxidante.
  2. Porque pacientes portadores de afecciones virales como hepatitis B o C, pacientes con SIDA, pacientes portadoras del virus HPV (responsable del 99 % de los cánceres de cuello de útero), que recibieron en nuestro Instituto el Complejo Antioxidante, mostraron una recuperación significativamente más rápida que pacientes que no lo recibieron.

Nuestros estudios de investigación tanto en células en cultivo como en animales de experimentación, han demostrado que este Complejo Antioxidante tiene múltiples blancos de acción pero que el más destacable es la modulación del sistema inmunológico provocando el estímulo en la respuesta de todo el sistema de defensas del organismo.

Estos antecedentes conformados por las investigaciones en nuestro laboratorio y la nutrida recopilación bibliográfica, forman la base para una estimación bien fundada de los efectos del Complejo Antioxidante Crescenti administrado preventivamente a la población o bien a pacientes ya portadores de coronavirus SARS-COV-2. 

Administrado preventivamente, y dado que no se ha desarrollado aún ninguna vacuna y que la única posibilidad preventiva hasta ahora es el distanciamiento social, el Complejo Antioxidante Crescenti ofrece una protección a los individuos fortaleciendo las respuestas defensivas del sistema inmunológico frente a la infección del coronavirus SARS-COV-2. Una vez infectado el organismo, es razonable suponer por todo lo expuesto que el Complejo Antioxidante como coadyuvante de otros tratamientos favorecerá una respuesta significativamente mejor, con una recuperación más rápida y con menor daño. Un individuo con una importante capacidad de respuesta inmunológica y antioxidante, responderá necesariamente con una mejor respuesta antiviral. Si el paciente presenta un estado nutricional deficiente, su recuperación normalmente sería más tardía. La administración del Complejo en estos casos sería un estímulo clave para su sistema inmunológico. El Complejo Antioxidante regula las eventuales fallas de los mecanismos regulatorios del estrés oxidativo y del sistema de defensas.

9

Seguinos en las redes

Envienos su consulta

Copyright © Instituto de Inmuno Oncología Dr. Ernesto J.V. Crescenti | Todos los derechos reservados